NGREDIENTES para unos 20 bocaditos (depende del tamaño que les des)


  • 250 g de Nueces de Calonge sin cáscara
  • 50 g de harina
  • 25 g de mantequilla muy blanda (es como una cucharada sopera)
  • 1 cucharada sopera de esencia de vainilla (o zumo de limón, si lo prefieres)
  • 50 g de azúcar + 1 cucharada para espolvorear por encima al hornear
  • 1 huevo
  • Media cucharadita de levadura química en polvo

ELABORACIÓN de los Bocaditos de Nueces


  1. Ponemos las Nueces de Calonge en la picadora o en la batidora (mejor si es de vaso). Hay que molerlas hasta que queden reducidas a polvo.
  2. Después añadimos la harina, azúcar y levadura. Seguimos en la batidora mezclando todo muy bien.
  3. Ahora lo sacamos todo de la batidora para ponerlo en un bol. Ya podemos añadir los ingredientes húmedos: el huevo ligeramente batido, la mantequilla y la vainilla. Mezclamos bien con una espátula hasta que quede una masa firme y homogénea, con los ingredientes muy bien integrados.
  4. ¡Puedes añadir pasas y más nueces para darle el toque crujiente!
  5. Envolvemos la masa en papel film o aluminio y dejamos reposar una hora.
  6. Pasado ese tiempo, precalentamos el horno a 180 ºC. Mientras se calienta el horno vamos formando bolitas, como pequeñas albóndigas, y las colocamos en la bandeja de horno algo separadas. Espolvoreamos con azúcar. Hay que poner debajo papel de horno o de aluminio para que no se peguen a la bandeja.
  7. Serán necesarios entre 15 a 20 minutos de horneado. Cuando vemos que han dorado y se abren como ‘grietas’, ya estarán listas.
  8. Hay que dejarlas enfriar para que tengan una textura perfecta, crujiente y jugosa a la vez. Ya se pueden servir o conservar en un hermético durante varios días.